Un joven de Carlos Paz fabrica prótesis caninas que llegan a todo el mundo

Giuliano Fazzi hizo su primer prototipo como parte de su tesis de la Facultad de Diseño Industrial. Tres años después, sus trabajos llegan a todo el mundo.

El joven se inspiró en la situación de su perro, quien tenía displasia de cadera y sufría mucho. Con el deseo de ayudarlo, creó un diseño de prótesis de manera tal que el animal pudiese caminar mejor.

A Giuliano Fazzi le llevó dos años crear el primer prototipo, que luego presentaría como tesis de la carrera de Diseño Industrial que estaba realizando, sin imaginar que de aquel primer trabajo comenzaría su emprendimiento propio que hoy lleva más de 100 prótesis vendidas no sólo de Argentina sino también en varios países de Latinoamérica y también de Europa.

Amante de los animales, Giuliano descubrió que podía dar a las mascotas que presentan algún problema de motricidad una mejor calidad de vida, y así fundó “Ringo Ortopedia”. Un emprendimiento que permite que muchas mascotas, no sólo perros sino también gatos y caballos, que sufren desde rotura de ligamentos y luxaciones hasta amputaciones, vuelvan a caminar.

Sobre las prótesis, el emprendedor, reconoce que ninguna es igual a otra y que la adaptación del animal a ellas dependerá mucho de las ganas que tengan los dueños de ayudar a sus mascotas.

Desde que arrancó con su trabajo, los diseños fueron evolucionando, cambiando materiales y comprobando su resistencia dependiendo del peso del animal. En ese sentido las prótesis de caballos son las más impactantes.

Un ambicioso proyecto a futuro

“Ringo Ortopedia” lleva ya tres años trabajando con prótesis y ahora Giuliano Fazzi tiene un proyecto ambicioso en vista: abrir un centro de rehabilitación canino en Villa Carlos Paz.

Con el objetivo de poder brindar un servicio de acuerdo a las necesidades de los animales, Giuliano admite que para poder llevar adelante un proceso de rehabilitación exitosa, es necesario un espacio de adaptación, en el que las mascotas puedan hacer ejercicios.

“La idea es que funcione con un veterinario, y con una persona que realice fisioterapia en los animales. De esa forma, el dueño del animal va a poder volver a su casa con algunas instrucciones de adaptación para su mascota, y con ejercicios para practicar a fin de que se adapte más fácilmente” detalló Giuliano.

Un joven de Carlos Paz fabrica prótesis caninas que llegan a todo el mundo

Redacción: Casandra Ortega

Imagen: